BIRDEATSBABY: The Bullet Within (Dead Round Eyes 2014)

22/7/14
cover8195_10151930310842825_172058889_n
Siempre es una alegría cuando uno de los proyectos que te interesan desde hace tiempo presenta nuevo disco. En este caso, la novedad es de los indispensables Birdeatsbaby. El cuarteto británico –de Brighton- vuelve a mezclar con maestría cabaret y rock oscuro y en su tercer largo (si excluimos la aventura en solitario de Mishkin) consiguen, además, mantener el nivel de los anteriores. Que ya era alto. Pero empecemos por el principio. The Bullet Within se gesta vía kickstarter (ya sabéis, crowdfunding y tal) a finales del año pasado. En seguida se cumple el objetivo fijado y queda puesta la diana a mediados de julio para el lanzamiento. Mientras tanto, un single con el que calentar orejas y la expectación siempre creciente. Un single que mira tú, abre el disco. The Bullet.

Ese piano que recuerda inevitablemente a los Dresden Dolls de la mejor época. Hasta que empieza a cantar Mishkin, se rompe el embrujo. Se nota que beben de fuente similares pero el tono dramático es diferente. Muy diferente. El resto de instrumentos enriquecen el tema, así como coros y demás arreglos. Perfecto el aperitivo. Drinking In The Day sigue otras prerrogativas. Más lento, apoyado solo en las teclas y en la voz, huele a humo espeso y a melancolía y casi casi, a Oporto. Al vino digo. Pero no. Enemies Like Me descarta la idea. Vuelven los sonidos de violines y el cabaret. El drama y la teatralidad. Acentuada, por una parte central llena de sentimiento. De ese que rezuma, imparable. Ghosts se apoya de nuevo en el piano para mostrar una banda en su versión más introspectiva, quizá sea el tema que más recuerda la incursión en solitario de la Fitzgerald. Sólo quizá. Una preciosa canción, de esas que se recuerdan mucho tiempo después de escucharlas. Hands Of Orlac está basada en la peli de terror de los años veinte, aquella en la que un pianista pierde sus manos y las reemplaza por las de un asesino. El resto os lo podéis imaginar si no la habéis visto, que deberíais. El tema va creciendo y desarrollándose, con los violines tomando el control y redondeando una gran canción. Melora Creager de Rasputina aporta su cello (y su virtuosismo tocándolo obviamente) en Into The Black. Cortita, muy cortita y delicadamente circense, te deja con ganas de más. Claro que más corta es Interlude, que hace de especie de intro a Tenterhooks. Una pieza distinta, inspirada, melodramática y deliciosa. Spiders incluye a Gabby Young que mezcla su voz con la de Mishkin sobre un trasfondo instrumental dónde reinan los ritmos que marcan las baquetas de Katha (además del bajo de Garry, imprescindible también) y el violín, siempre el violín, de Tessa o de Keely. Todavía más dramática resulta The Lighthouse. Inspirada en Rapunzel, es de esos temas que “van y vienen”. Perfecto en la composición, gozoso en la interpretación. Y poco más se puede decir. My Arms Will Open Wide vuelve a traer a la cabeza a la Palmer, especialmente en la manera de cantar, pero con el muy personal (también) timbre de Miss Fitzgerald. Pálidos reflejos solamente, inevitables parecidos. Poco importantes, también. Silence para terminar. El resumen de todo el álbum, los diferentes estilos, los distintos ritmos alternados, la importancia y el cuidado en las letras, la belleza per se, las cosas bien hechas. Porque resulta que The Bullet Within es un ejemplo cojonudo de todo esto. De canciones bien hechas. Del alma en cada acorde. Entraña si, pero también dulzura. Precioso todo.


http://www.birdeatsbaby.co.uk/
https://www.facebook.com/birdeatsbaby
https://twitter.com/birdeatsbaby
http://birdeatsbaby.bandcamp.com/
etc...


AND ONE + BLITZMASCHINE EN OCTUBRE EN MADRID

13/7/14



DARK CHRISTMAS FESTIVAL 2014: DIARY OF DREAMS + THE FROZEN AUTUMN + ESTILO INTERNACIONAL




STURM PROMOTIONS FEST. 14 CLAN OF XYMOX + VELVET CONDOM + LA BROMA NEGRA



REMAIN IN SILENCE POR VEZ PRIMERA EN MADRID

8/7/14



NOMADA SESSION 24: SABADO 12 DE JULIO DE 2014, FIESTA POST CONCIERTO REMAIN IN SILENCE




CARTEL DE LA VI SEMANA GÓTICA DE MADRID: OCTUBRE Y NOVIEMBRE DE 2014




VVAA – PLACES (Caustic Records 2014)

6/7/14
Si en los tiempos que vivimos, montar un grupo es una empresa cuando menos quijotesca, qué decir de montar un sello discográfico. Ahí sí que el nivel y grado de locura (bendita sea) roza lo estrambótico. No se venden discos, amigos. Es así y es una desgracia. Se venden menos discos que, seguramente, nunca, y eso en estilos consolidados y comerciales es una ruina (frecuentemente) tanto para sellos discográficos como para tienda, etc. El grupo, en ocasiones, puede sobrevivir con los conciertos pero el resto… Imaginad lo duro que es entonces si la empresa que decides poner en marcha además la dedicas a estilos minoritarios, decididamente fuera del circuito comercial masivo. Romanticismo máximo. Como el respeto y la admiración que me provocan los que se atreven a hacerlo.

Digo todo esto porque Caustic Records llevan ya un tiempo (desde finales de los noventa, que se dice pronto) dedicándose a lanzar al mercado un cuidadísimo ramillete de joyas con las que enriquecer los oídos de los aficionados a ese grandísimo cajón que engloba darkfolk, neofolk, industrial, experimental y también tecnopop más o menos minimalista y todas sus múltiples ramificaciones. Aparentemente solo hay un nexo común a todos sus lanzamientos (bueno, dos): calidad y buen gusto. Ahora bajo esas mismas premisas, se “marcan” este Places que recopila inéditos y exclusivos cortes (bien totales, bien en su mezcla) de catorce de los mayores exponentes de los estilos citados antes. Así, están el proyecto de darkfolk germano Darkwood, los rítmicos Sturmpercht (preciosa Alpenleben), la acústica de los también alemanes Falkenstein, la belleza de la veterana propuesta italiana de Argine, la peculiar Parkhill de Sieben, la increíble Ruins Of Guevara de los patrios Har Belex (cada vez me gustan más), el folk percusivo de Strydwolf, los cada vez más imprescindibles Sangre de Muerdago, los circenses Oniric (ya sabéis que son debilidad de laletra), la acuosa, susurrante y preciosa canción de Fragile, el folk dulce de Majdanek Waltz, la ambiciosa creatividad de Fayrierie (proyecto español que no conocía y que aunque al principio no me entró, ha terminado por conquistarme), los engañosamente sencillos Hiperborei o la constante búsqueda del más experimental Stillme.

La idea es combinar en un único proyecto música, imagen y lírica. Para ello, cada uno de los nombrados aporta un corte exclusivo en el que parte de la inspiración provocada por un ligar determinado. Acompaña además en el digipack un impresionante libreto de dieciséis páginas con fotografías y textos que ilustran cada uno de los temas. El resultado es, sencillamente, sobrecogedor. Mira que es complicado aunar artistas tan diferentes entre sí en un todo común sin pecar de un cierto deslazabamiento, pero no existe aquí tal, las diferencias estilísticas, que las hay, solo enriquecen el resultado final, y éste no podía ser mejor. Delicado cuando debe, oscuro cuando es necesario, cada minuto está medido para el placer melómano, sin que haya ningún corte que baje el nivel del resto. Luego, claro, están los gustos de cada cual y dentro de eso, cada uno tendrá sus favoritos (los que fueren) pero si no me equivoco este es uno de los primeros recopilatorios que me llevo a la oreja en el que no me sobra ningún grupo, no quitaría ningún tema. Una excelente selección de principio a fin, en forma y fondo, desde la propia edición de maravilloso diseño, al fondo de todo, a lo importante, a las catorce canciones.

Decía al principio, un poco a modo de reconocimiento, que admiro profundamente a todo aquel que dedica su tiempo, su esfuerzo, su talento y, claro, su propio dinero, a que el resto tengamos ocasión de disfrutar de discazos como este Places. Lo admiraría incluso aunque el resultado final no fuese de mi agrado así que, qué decir entonces de ejemplos como estos. Pues poco más que no debería dudar en hacerte con él si eres de los que disfruta de los estilos citados antes. Puedes hacerlo tranquilamente vía www.causticrecords.com