AFTER DUSK: End Of Our Days (Gothic Music Records 2013)

22/11/13
after duskafter dusk 1
A mediados de los noventa Alemania se llenó de grupos que, decididos a recuperar la esencia ochentera del gothic rock de guitarras y voz profunda (no daré nombres, no hace falta), renovaron un género que ya en aquel momento se debatía entre ramalazos electrónicos y asimilación de otros estilos que algún iluminado consideró tangentes y que terminaron con la escena tal y como se conocía. Nombres como Dreadful Shadows, Love Like Blood o un largo etcétera, se diluyeron intentando (normalmente a través de endurecer guitarras y aproximarse al metal) reinventarse, quedando en una especie de tierra de nadie que fue el germen del Gothic Metal y el canto del cisne de casi todos ellos. Algunos todavía los recordamos, todavía nos estremecemos con esos discos ya añejos y mira que algunos, bastantes de ellos, han envejecido fatal. Pero ¡ay! Resulta que llevamos unos pocos años donde no estamos solos, un lustro escaso en el que hay un puñado de bandas empeñadas en rescatar aquel sonido, esos años. Unos cuantos proyectos que se apoyan en ese recuerdo, en esas influencias, para desarrollar su propio estilo. Aquí hemos hablado de muchos de ellos, de algunos mejor y de otros sin tanta alabanza. Sucede que da la sensación de que ha habido un desplazamiento geográfico en ese seguir el palo y parece que ya no está todo tan centrado en Alemania (Centroeuropa, ja). Sigue habiendo buenas bandas allí, claro, pero se ha producido una cierta “democratización” geográfica y a día de hoy, Suecia y Grecia (entre otros) son naciones bastante pujantes en esto del Gothic Rock de raíces. La sorpresa viene de los helenos (en Escandinavia siempre ha habido escena); la sorpresa, en este caso, se llama After Dusk.

End Of Our Days es su primera referencia discográfica y viene avalada por Gothic Music Records (GMR003). Lo primero que llama la atención de la música de estos tres tipos es ese respeto casi reverencial que citábamos a los clásicos más clásicos de hace veinticinco años. Lo segundo, cómo cogen ese respeto y le dan la vuelta, cómo logran no sonar arcaicos, gothic rock contemporáneo y actual pero enraizado en la firme tierra de quien ya lo hizo bien antes. Así, Strange Aeon’s Signs que abre el CD se apoya en guitarras y ritmos para ir deslizándose. Recuerda precisamente al gótico épico nórdico noventero pero tiene en la voz, bastante diferente de timbre a lo habitual, una de las virtudes que la actualizan. Suena inspirada pero no copia nada. End Of Our Days es de esos temas que te imaginas pinchados hasta la saciedad. Los efectos de las guitarras, el trabajo inconmensurable en el tratamiento de la programación, los infinitos matices vocales… la lógica dramática del renovado sonido, la fuerza melódica, todos ingredientes que no por conocidos pierden importancia. Trascendencia rockera y oscura. Recupera ese espíritu algo más heavie, como sucede con Under Dismay, donde los teclados no pueden engañarte: no lo hacían en los germanos finiseculares. No, mientras las guitarras anden a esa temperatura. Un calor que se mantiene en la aparentemente más calmada Insight. Hasta que explota, claro. La voz que clama, crescendo imparable de seis cuerdas, para regresar a la ficticia tranquilidad empujada por el teclado emulapianos, que es quien sostiene el pulso de la canción. The Bitter Love es ciertamente más ortodoxa. De marcado acento clásico, tiene de nuevo en la melodía su mayor acierto, aunque peque un poco del tópico encabalgamiento instrumental. Pero vamos, nada que no solucione Ghouls In Disguise. Más original (sin tampoco resultar super rompedora, ni falta que hace), es fresca y tenebrosa a partes iguales, un poco como la manera de quemar del hielo, no sé si me explico. Buen gótico para paladares exigentes. The Seas Of Infinity, rítmica, de largo desarrollo y cambios de ritmo acertados, es otra cara de la misma moneda. Acelerada, larguísima, es un muy buen ejemplo de lo que estos tipos son capaces de hacer. Como el mar, alternativamente te mece y te golpea, te empapa y te empuja a la orilla. Quieras o no. Te obliga. Pues esta canción hace algo similar, sin ahogarte, sin dejar de apretarte. Midnight de nuevo regresa a la senda clásica. Guitarras deudoras de Dreadful Shadows, por ejemplo, más cerca de estos que de Hermanas o de antiguos demonios hebreos. Pero con un toque distinto, moderno. Otro de esos temas que apetece pinchar mil veces. Por lo que transmite, fundamentalmente. Take Me Far Away es para mí, la constatación de lo dicho. La más completa en cuanto a la instrumentación, me chirría un pelín la interpretación vocal. Una pena, pues hubiera sido un hit en toda regla. With Curses And Dreams se mantiene en la senda clásica, en el camino tallado por sus compañeras de disco, los toques culteros la enriquecen si cabe. Raise Your Eyes acierta en la combinación de sonidos, en el apoyo en las teclas pero sin perder la cuerda metálica su protagonismo absoluto. Es decir, como tiene que ser en el palo. Como sucede también, de hecho, en el penúltimo corte: Revelations Of Rebirth. Otra vez las guitarras cabalgando desbocadas, como gusta a los asiduos al género, como nos hace felices a algunos. Una de esas piezas que no quieres que termine. Pero lo hace, lo hace desembocando en una versión del ínclito y nunca suficientemente bien ponderado Paul Roland, en su arquetípico Nosferatu. Con ese remozado clavicordio inicial, con toda la fuerza del original pero con el filtro, lógico, de quien reinterpreta respetando. Ayuda la gravedad vocal pero es importante mantener la admiración por el icono para no destrozarlo. Los atenienses After Dusk no lo hacen, mantienen delicadamente y con cuidado todo lo construido, no es el momento de rebajar un ápice lo edificado con tanto ahínco, no. Y es que End Of Our Days es una grata sorpresa, un soplo fresco que viene a demostrar, otra vez, el buen gusto del sello que lo edita y, por supuesto, como se puede hacer de lo actual, un nuevo clásico. Porque es eso, ni más ni menos, lo que logran After Dusk con este disco: Un Nuevo Clásico.

Uno que, como ya sabéis, podéis comprar a través de nosotros mismos. CONTACTA. O por correo a laletracapital@hotmail.com


0 comentarios: