SHE PAST AWAY + ESTILO INTERNACIONAL, 28 de septiembre de 2013, Sala Rock Palace, Madrid

28/9/13
Sin apenas pasar la resaca del pasado viernes con Lebanon Hanover, volvimos a la sala Rock Palace a ver como las gasta en directo este dúo turco de añejas influencias y creciente popularidad llamado She Past Away. Segundo "sold out" en poco más de una semana, lo que denota cada vez más la buena salud que están teniendo (eso sí, a pequeña escala siempre), los eventos de música siniestra y dark wave que están pasando últimamente por el foro.


Estos dos chicos procedentes de la ciudad turca de Bursa se formaron en 2006, y con una aún escasa discografía han logrado llegar a cotas de popularidad y asistencia a sus conciertos cuanto menos decentes para los tiempos que corren en general. Su última edición data de 2013, nada menos que en vinilo, de "Belirdi Gece", excelente disco en la onda Dark wave más clásica, con todos los elementos e influencias de las bandas más clásicas de la música oscura como Joy Division o Sisters Of Mercy, así como de otros sonidos más emparentados con el EMB, pero siempre todo muy old school, como suele ser la tónica general de este tipo de grupos.

Tras un retraso del inicio del concierto por un supuesto partido de fútbol (sin comentarios), comenzaron el concierto con bastante menos aforo los madrileños Estilo Internacional, tocando con soltura sus temas de pop ochentero que recuerdan a veces a los tiempos de la movida, durante más o menos cuarenta minutos, para dar paso a los cabezas de cartel, She Past Away.


Para nuestra sorpresa, el primer tema no fue ni más ni menos que el archiconocido "Dancefloor Tragedy" de los ingleses Suspiria. Yo personalmente me quedé bastante sorprendido de que decidieran comenzar con una versión (que pocos parecíamos conocer), y encima de un grupo de estas características. Siguieron desgranando temas de sus dos discos, haciendo las delicias del abundante y variopinto gentío, quizás algo más entrado en canas, en reglas generales, que el de L.H. de la semana pasada, aunque con las mismas ganas de pasarlo bien, ante la sequía que normalmente tenemos que soportar en lo que se refiere a bandas noveles y grupos de pequeño aforo (no por ello menos interesantes en sus propuestas).

Estáticos en el escenario, personalmente eché de menos algo más de instrumentación, puesto que, aparte del bajista Idris y el cantante y guitarra Volkan, lo demás iba enlatado, lo que casi descarta que se pueda improvisar o alterar una actuación de estas características.

Ellos sin embargo lo estaban disfrutando de lo lindo, así como el público, con sus temas más populares y pegadizos como "Sanri", "Monoton", o el que da título a su disco más reciente "Belirdi Gece", que para los más curiosos, significa "apareció en la noche".

Tras una sucesión de temas propios, tocaron otra versión más, esta vez más clásica, que no fue ni más ni menos que "A Strange Day", el eterno himno de la música oscura de The Cure, bastante bien recibido por la audiencia.


Tras un par de bises, finiquitaron su actuación dejando un muy buen sabor de boca a los asistentes, con quienes se hicieron fotos, firmaron discos, y todo el protocolo post concierto habitual en estos casos, para pasar a disfrutar del after party para escuchar música y tomar una copa tranquilamente con los amigos.

Definitivamente esto no se va a quedar aquí, y seguramente que dentro de poco tiempo escuchemos nuevo material de esta banda que está dejando su impronta con unas actuaciones intensas y emotivas, al igual que lo hicieron Lebanon Hanover la semana pasada. Como se suele decir, que no decaiga, aunque la próxima vez, sin fútbol por favor, vamos a ver si podemos separar las expresiones artísticas de otros eventos para las masas sin ninguna relación entre sí.


Texto: Espíritu
Fotos: Jesús Der Erzengel


0 comentarios: