PARALITIKOS + ESPERMATOZOMBIES, 31 de octubre de 2012, Sala Wurlitzer Ballroom, Madrid

31/10/12
Noche de difuntos, qué buena noche para concentrarse en torno a un escenario y ver en directo a uno de esos grupos que parecen hechos aposta para tocar en noches como esta, ¿cómo resistirlo?

Así que cogimos nuestros bártulos, nos enfundamos las capas y colmillos y partimos raudos hacia la sala en cuestión, situada en el mismo centro de Madrid y refugio de unos pocos grupos malditos para las masas, haciendo conciertos regularmente para pequeños aforos. Hay que destacar que tuvieron la estupenda iniciativa de ofrecer un regalo sorpresa para todos aquellos que les reservasen las entradas a ellos mismos con antelación, un buen detalle por su parte.


Espermatozombies por JoseDesgraciadamente no conocía a los teloneros “Espermatozombies” antes del concierto y me limité a estamparme con ellos en el escenario sin tener ninguna referencia con antelación. En seguida te das cuenta del rollo en el que están metidos. Se trata de Punk provocador a medio camino entre los Pegamoides, las Vulpess y cualquier grupo de punk rabioso que te puedas imaginar. Se llevaron al personal sin mucho esfuerzo, con una música simple pero enérgica y unas letras provocativas escupidas sin piedad por la cantante, vestida para la ocasión de Catwoman. Tiraron preservativos y enfervorizaron al escaso personal cumpliendo con creces su función esa noche.

Unos minutos después, los veteranos Paralítikos, comandados sin fatiga por el incombustible Rikardítiko, se acercaron a Madrid una vez más a ofrecernos una descarga de su afterpunk siniestro, ese que tantos años llevan tocando con tesón. Esta vez venían presentando su último y reciente trabajo: “La senda de los antihéroes”. Hablar de Paralítikos es hablar de la historia de la música siniestra en nuestro país. Mucho ha llovido desde sus primeros trabajos y, aunque su sonido se ha relajado y ha incorporado bastante más melodía, no han perdido un ápice de su fuerza y rabia, así que os recomiendo, si no lo habéis hecho ya, que escuchéis cuanto antes este nuevo disco, que no os va a dejar indiferente.

Paralitikos por Ander Santxez

Como muchos ya sabréis, la formación del grupo hoy en día está conformada en trío, el propio Rikardítico (guitarra, voz y alma máter), Elizia Morticia (teclados y voces) y el mismísimo Rafa Balmaseda, otrora bajista de los míticos Parálisis Permanente, pues eso, al bajo, como no podía ser de otra manera. Al fin y al cabo, todo este sonido sale precisamente de los malogrados Parálisis, así que ¿quién mejor? Todo un placer volver a ver a Rafa dándole a las cuatro cuerdas con tanta maestría.

Empezaron con intensidad con los temas de su último cd, alternando con temas antiguos. Siempre me han encantado las letras de Paralítikos, a medias entre la misantropía enfermiza y la literatura oscura. Así fueron sonando temazos como “La bella durmiente” “Dónde vas a pasar la eternidad”, “Ojos en la niebla”, “La secta del mar”, “El escultor de cera” o “Diva perdida”, así como los grandes clásicos como “Mandrágora”, “No puedo evitarlo”, “La motosierra”, “Siento que estoy podrido” o la homónima “Paralítikos”, con la que comenzaron el concierto.

Paralitikos por Mertxe Aguilar

Incluso hubo hueco para que Elizia se luciese interpretando uno de los dos temas en inglés que canta en el último disco, bastante más relejado que a lo que nos tienen acostumbrados, principalmente por la suave voz, gran contraste con la rabia de Rikardítiko a la hora de escupir sus letras.

Ya casi concluido el concierto, anunciaron que iban a tomarse un descanso para atacar unas merecidas versiones de Parálisis Permanente. Muy buena idea ahora que encima tienen al propio Rafa tocando el bajo con ellos.

Paralitikos por Tomas GL

Tras la pausa atacaron “Nacidos para dominar”, “Jugando a las cartas en el cementerio” y “Adictos a la lujuria”, si no recuerdo mal.

Las versiones las ejecutaron con maestría, como no podría ser de otra manera, y con éstas dieron por terminado el concierto ante un escaso pero selecto público. Al fin y al cabo, lo que nació en el underground debe quedarse en él, ¿o no?

Sinceramente creo que tienen cuerda para rato y que están en uno de sus mejores momentos como banda, y así nos lo demostraron en Madrid.

Espero que no tarden mucho en volver por aquí, porque pienso sinceramente que ellos tienen más que ganado un puesto en la escena siniestra española por derecho propio y ¿sabéis que? ¡que lo hacen estupendamente! ¡Hasta pronto amigos!
Texto: Espíritu
Fotos: Cortesía de Paralítikos (Autor indicado en cada foto)


0 comentarios: