ATRIUM CARCERI: Souyuan (Cold Meat Industry 2008)

2/3/09
El sueco éste es de hacérselo mirar. Tres años han hecho falta para poder disfrutarlo, tres años de intenso trabajo para descubrir que Simon Heath lo ha vuelto a hacer. Ya hemos tenido el placer aquí de escribir sobre Ptahil y sobre Kapnobatai y a riesgo de repetir adjetivos debo decir que lo dicho de ambos (en cuanto a lo musical) vale para este Souyuan: ruido, ambientes extraños, frialdad… y belleza, claro. Quizá la frialdad esté más presente en este último disco que en los anteriores, está compuesto como con más “distancia” por decirlo de alguna forma. Paisajes oníricos, atmósferas extrañas… pero vistas desde fuera o esa es la sensación que da. Trabajar con ruido, abriendo y cerrando espacios, logrando que el que se acerca a su música perciba y sienta parecido (lo más parecido posible) a lo que se pretende juntando y separando “melodías” me da en la nariz que ha de ser tremendamente complicado. Suena sencillo, muchos dirán que es solo ruido, no hay demasiada armonía (en la superficie), no existe un concepto “tradicional” de “música”, pero la dificultad estriba en lograr eso desde esos parámetros. Atrium Carceri lo consiguen (o mejor en singular) y hacen que te apetezca sumergirte en la cascada de sonido que es este Souyuan una y otra vez y otra y otra y otra. Durante por lo menos otros tres años…

0 comentarios: