BLOODSUCKING ZOMBIES FROM OUTER SPACE: Monster Mutant Boogie (Fiendforce 2008)

13/12/08
Los zombis austríacos estos demuestran que no hace falta ser de California para hacer Horror punk de calidad. Ni gothabilly, horrorbilly o como leches quieras denominar a lo que hace esta gente: guitarras rapidísimas, contrabajo, aires rockandrollero clasicote, letras serie Z y actitud ciertamente punki. Es este un género muy de sota, caballo y rey, salvo honrosísimas excepciones poco hay excesivamente distinto en el sinfín de bandas que aparecen casi cada día. ¿Qué tienen entonces esta gente para sobresalir por encima del resto? ¿Por qué nos tomamos la molestia de hablar de ellos si son más de lo mismo? Pues no lo sé. Probablemente porque cuando me da por escuchar un disco de este palo me da por coger uno de ellos. Probablemente porque me parecen, si no distintos, que no lo son tanto, sí frescos. Frescos y creíbles. La verdad es que en el maremágnum actual de bandas que practican esta amalgama rockera decir de un grupo que es fresco y creíble (más si tenemos en cuenta la profusión de maquillaje, rollo gore, etc, etc) es mucho decir. Ojo, cuando digo creíble no me refiero a que sean auténticos zombis , o lo pretendan. Me refiero a la capacidad de tomarse con relativo sentido del humor algo que no está precisamente repleto del mismo. Poco más se puede decir, que Monster Mutant Boogie es su aportación a este 2008 que en breve terminará y si te gusta este rollo, te recomiendo encarecidamente su compra.

CURRENT 93: Birth Canal Blues (Durtro 2008)

3/12/08
Current 93 siguen, como no podía ser de otro modo, a lo suyo. Y lo suyo es hacer canciones. Te podrá gustar más o menos su estilo (especialmente en los últimos tiempos) tranquilo, su forma de hacer folk buscando muchas veces más la belleza que la oscuridad pero hay que reconocerles que en ese género son de lo mejor que aún ronda el panorama. Es difícil comentar un disco cuando sabes, antes incluso de escucharlo, que tienes entre manos un clásico entre los clásicos. Y es más difícil todavía cuando sabes de antemano que poco va a variar tu opinión sobre el grupo. Por ese motivo no voy a entrar en largas y aburridas descripciones sobre las canciones, en eternas disquisiciones sobre si es mejor o peor que tal o cual disco o grupo. Pero se supone que si estás leyendo esta parrafada es porque quieres saber que te vas a encontrar cuando te hagas con él (diría comprarlo pero en los tiempos que corren se ajusta más a la realidad el hacerse con él). De este modo, hay que decir que Birth Canal Blues solo aporta a la extensísima (multiplicada además por el sinfín de ediciones y ediciones para coleccionistas) nuevas canciones. Si eso es poco o mucho, debes decidirlo tú, como lector y como escuchante.

NFD: Deeper Visions (Jungle 2008)

2/12/08
Noise For Destruction no son Fields Of The Nephilim, eso está claro desde su ya lejano primer disco. Este Deeper Visions compuesto de seis temas inéditos de estudio, un par de remixes y cuatro videoclips es más de lo que si sabíamos ya de los británicos: que son de todos los proyectos post FOTN los que más se esfuerzan en mantener el espíritu y el sonido nephiliano. Eso para muchos será malo, no falta quien piensa que para escuchar algo que pretende ser tan similar al original, mejor ceñirse a éste. También hay quien opina que no deja de ser una oportunidad (sobre todo antes de la vuelta de McCoy y su estupendo Mourning Sun con los Nephilim de alguna forma resucitados) de recuperar de algún modo el viejo estilo, con esa forma tan especial de hacer sonar guitarras y bajos. Nosotros solemos preferir ceñirnos a la música dejando un poco aparte la conveniencia o no de la asunción de determinadas “influencias”. En ese sentido Deeper Visions es un nuevo ejemplo del viejo-actual gótico de guitarras y voz cavernosa. Y como últimamente andamos un poco necesitados (los que gustamos de este palo) de proyectos de calidad e indudablemente NFD la tienen, no podemos más que recomendar este disco, sobre todo si eres capaz de olvidar de quien son hijos. No todo seguramente pasa por la innovación constante y hay que reseñar que aunque estos ingleses no sean en absoluto un dechado de originalidad, son agradablemente buenos en lo suyo y lo demás seguramente sea pedirle peras a un olmo.

LUCIE CRIES: Non Nova, Sed Nove vol. I y II (Infrastition 2008)

1/12/08
En los últimos tiempos hemos asistido al principio con estupefacción y después con evidente placer a la vuelta al ruedo (en forma de recopilación) de lo mejor del siniestreo francés de los noventa. No hace tanto de las estupendas reediciones de Corpus Delicti o del recopilatorio de Rosa Crux. Ahora nos encontramos con Lucie Cries, nunca suficientemente loados, dicho sea de paso. y nos encontramos con cuatro discos repartidos en dos dobles cedeses que no se limitan a recuperar lo mejor de su discografía sino que la reeditan entera (bueno, en realidad si que es lo mejor de su producción, ya que es complicadísimo escoger sus mejores temas, que mejor que reeditarlas todas). Así, tenemos repartidos aquí sus tres elepés (Res Non Verba, Semper Ad Alta y Nihil Ex Nihilo), todos sus maxis (algunos ya compilados en Prima Verba) y todas las canciones que durante esos ocho años (del 88 al 96) fueron diseminando por recopilatorios diversos y, hoy por hoy, inencontrables. Además se incluyen unos cuantos temas inéditos, por si lo anterior fuera poco. Por todo esto, este doble recopilatorio debería ser de compra obligadísima para todo aquel que guste de la música oscura o incluso de la música en general. De hecho en los garitos ad-hoc, si fueran como debieren, habría de ser ineludible la presentación de alguna prueba de compra de este Non Nova, Sed Nove antes de permitir la entrada. Y si no es así que cierren, que no sé a que están esperando.